jueves, 30 de octubre de 2008

Rock Star: Politicamente incorrecto

No comulgo con la depresión, en ésta ciudad se da que las personas suelen bajonearse por sus problemas, cosas terribles que les pasan como la muerte o enfermedad de un ser amado, un episodio doloroso, una situación catastrófica, pero ¿cuánto tiempo debe afectarte uno?, bueno, nunca lo suficiente para creer que extinguiendo tu vida lentamente lo solucionas, y menos optando por llegar al final...
Algo que me gusta de Alejandro Jodorowsky es que en su libro "La danza de la realidad" relata que odiaba a su padre, un hombre machista, horrible en el trato con su hijo, insano en su relación con su hija, y lo describe tan bien, quedando claro que ese odio no lo afecta, que el perdona de alguna manera a su padre, vive su vida muy bien, y transcurre el tiempo convenido para reunirse nuevamente con él, es politicamente incorrecto decirlo, pero es por lo menos lo que yo pienso, el odio es un sentimiento que nos embarga alguna vez en la vida y no está mal dejarlo recorrer el cuerpo, no es un pecado capital, no está penado por la ley, y aunque el karma nos seguirá tiempo largo, es liberador y de allí la creación se hace libre, muchos excelentes compositores han descripto sus odios, el asco a una sociedad de consumo, frívola, competitiva, envidiosa, chusma y fea, yo prefiero esa gente que dice, "la verdad odio a éste tipo, el consiguío éste trabajo por malas gestiones mientras que yo lo hago de forma leal y sigo en mi mismo puesto hace años", en vez de ser de esos que se la pasan hablando del tipo, lo miran, lo examinan, le envidian el auto, la novia, al restaurant que van, sus vacaciones, su pelo y así se dejan vencer por la depresión de sentirse "menos", bueno, NO, odiarlo es lo que hará que pintes algo sombrío, que te guste "Burton", "The Cure", sin desearle el mal, sólo odiarlo, despreciarlo, que te de asco, y de allí en más tu eres miles de veces mejor, una persona que lo puede todo y lo hace en competencia limpia, es una descarga, una biopsia exitosa, desde esa plataforma los artistas se paran en un escenario después que en ese bar de mala muerte ni te escucharon, te tiraron maníes por que el sonidista era de pésima calidad y cuando te empezaron a seguir y eres noticia, tienes buenas críticas y te sacan fotos, es el primero que te palmea el hombro y te dice "Me encanta tu banda" y será allí que puedas decirle "no me toques"...




Por cierto uno de los grandes odios que el Blog profesa es el "complejo militar-industrial" de USA y que RATM relata en un tema que es el soundtrack más perfecto para ese sentimiento.

No hay comentarios: